Test de ovulación: ¿qué es y cómo funciona?

Test de ovulación: ¿qué es y cómo funciona?

4928 3264 María Blanco Brotons

Si estamos en la búsqueda de un bebé es importante saber que el embarazo sólo es posible que se dé durante unos días concretos del ciclo menstrual, aquellos en los que se produce la ovulación. Si tenemos un ciclo regular y sabemos interpretar las señales que nos envía nuestro cuerpo, podemos hacernos una idea de cuando estamos en esos días, sin embargo, para que no haya ningún género de dudas, el test de ovulación es una herramienta casera que nos ayudan a tenerlo aún más claro.

Los test de ovulación son unos aparatos sencillos que miden los niveles de la hormona LH -hormona luteinizante- a través de la orina, de este modo permiten predecir cuándo se va a producir la ovulación, ya que cuando se aprecia un pico de esta hormona significa que la expulsión del óvulo por parte del folículo ovárico está a punto de suceder. Entre 12 y 24 horas después del pico de LH se produce la ovulación, por lo tanto, si estamos buscando un bebé, tenemos entre 36 y 48 horas útiles para tener relaciones sexuales.

Test de Ovulación¿Cómo funciona un test de ovulación?

Su funcionamiento es muy similar al de un test de embarazo; hay que mojar una tirita en orina y esperar unos minutos a que se revele el resultado. Sin embargo, mientras que un test de embarazo se recomienda hacerlo con el primer pis de la mañana, en el caso de los test de ovulación se pueden hacer a cualquier hora, ya que la elevación de los niveles de LH generalmente empiezan por la mañana, pero necesitan entre 4 y 6 horas para ser detectados en la orina. Hay que repetir el test cada día a la misma hora.

En general se suele ovular hacia la mitad del ciclo, por esta razón, es interesante comenzar a hacerse las pruebas a partir del día 12 o 13 de nuestro ciclo, dependiendo, claro está, de la duración que tenga. Hay quien recomienda incluso hacerlas un par de veces al día, ya que los picos de LH pueden ser muy cortos y puede que nunca lleguéis a ver el positivo.

Cuando el test de ovulación marque positivo significa que la ovulación se acerca y por lo tanto, si queremos concebir, estamos en el momento indicado para mantener relaciones sexuales. Aunque el óvulo aún no haya sido expulsado, los espermatozoides pueden esperar un par de días pacientemente en las trompas de Falopio, aunque las posibilidades de embarazo serán aún mayores, si durante los dos días siguientes se siguen manteniendo relaciones.

¿Qué pasa cuando el test de ovulación no da positivo?

Puede darse el caso de que nunca veamos un positivo, esto puede darse debido a dos motivos; que no nos hagamos el test durante el pico de LH o que tengamos ciclos anovulatorios, es decir, que no ovulemos. Tener la regla no significa que se esté produciendo la ovulación; si tras repetir correctamente la prueba durante varios ciclos no aparece un positivo, puede estar revelándose un problema reproductivo que habría que tratar con el ginecólogo.

También puede darse el efecto contrario; que el test de ovulación diera positivo a lo largo de todo el ciclo, esto indicaría que tenemos una gran cantidad de hormona LH, lo que se asocia a los ovarios poliquísticos. Esta circunstancia también debe  exponerse al ginecólogo, ya que sólo este especialista sabrá cual es el tratamiento a seguir.